miércoles, 8 de julio de 2009

Cincuenta metros de tela negra

Hoy hemos ido Ariadna y yo a por 50 metros de tela negra para recubrir las mesas de juego del Open Sant Martí. Cualquier gestión es poca para garantizar el máximo confort de nuestros participantes. La tela ha sido seleccionada en algodón, para ser suave y fresca al contacto con los codos de los ajedrecistas. Si queréis comprobarlo ya lo sabéis, ¡jugad el abierto!
Anécdota del día: mientras la guardia urbana ha paralizado media Barcelona para el Tour de Francia y está llevando cientos de coches a la grúa municipal, hoy hemos asistido al robo de 4 bicings a cargo de una pandilla de cholos que iban equipados con destornilladores. ¿Vale la pena tanto Tour?

4 comentarios:

Jesús dijo...

Me da gusto que po aya se esmeren tanto en los preparativos parra los torneos, sobre la ánecdota de los cholos, es curioso, la palabra cholos se usa mucho aca en el norte de México (donde yo vivo) desconozco si se usa en centro y sur, saludos y bendiciones.

Patty dijo...

¿No hay manteles de seda? Hala, ya no me apunto xDDD

A ver si un año os toca la lotería y ponéis más medios, que siempre decís que va a tocar y luego nada...

Catulo dijo...

bendiciones tb a ti, Jesús! Y tb a Patty, no sé si habrá manteles de seda pero podemos ponerte un esclavo nubio para que te abanique durante la partida!!

imperioso dijo...

¿Lotería? ¿He leído lotería? Que Dios os bendiga a todos...