domingo, 22 de enero de 2012

Una moneda de Kempelen

Hungría acuñó en 2002 esta original moneda cuadrada de 500 forint en la que se hace homenaje al "inventor" de El turco, Von Kempelen. El autómata tuvo en jaque a media Europa ya que sorprendía enormemente que un ingenio mecánico fuera capaz de jugar y ganar a buenos aficionados al ajedrez.
Con el tiempo, se descubrió que en su interior podía albergarse un jugador humano que ejecutara las jugadas pero en el imaginario colectivo siempre quedará este ingenio mecánico. Los húngaros, muy aficionados al ajedrez, le rinden homenaje.

2 comentarios:

Patricia Llaneza dijo...

¡¡¡Yo tengo una moneda de estas!!! Me la regalaron los compañeros de un club húngaro donde jugué:-)

Catulo dijo...

Osti, que suerte, y no te lo digo cmo aficionado al ajedrez sino como coleccionista de monedas, grrrr. Yo tengo una de la olimpiada de elistá. Y no son las únicas que existen. Cuba y otros países han acuñado monedas sobre ajedrez.