viernes, 5 de agosto de 2011

¿Tu club ha muerto? ¡Fibriladores!

Sin aludir a nadie en concreto, que me huelo las polémicas antes de que puedan aparecer, hay clubes que o están muertos o están en vías de estarlo. Me explico.
El nivel ajedrecístico es lo de menos. Un club puede estar en DH y estar muerto o casi. Seguro que más de uno comienza a visualizar nombres de clubes que en su día perecieron y otros que están camino de la morgue de entidades.
¿Qué es la vida ajedrecística? Tener actividad cotidiana, que el club se abra habitualmente, no sólo en el por equipos, que se organicen cosas, que haya actividad en webs y blogs, que haya gente dispuesta a montar cosas, a discutir asuntos del club...
Si en tu club esto no sucede, es que el club está enfermo y la solución nunca es sencilla. A veces es una directiva ineficiente o agotada, una ubicación complicada, inercias negativas de muchos años...
Lo mejor es fijarse en los clubes que sí funcionan e imitar o adaptar aquellas fórmulas que han dado resultado. La vida no florecerá de golpe sino que, brote a brote, irá apareciendo con timidez. Roma no se construyó en dos días.
Importante:
1) Tener una directiva transparente, con capacidad para incorporar a nuevas personas con ganas de colaborar (que no haya alternativas en el mando a la larga es nefasto) pero sin dejar que el primer loco de turno que no ha demostrado nada se apodere de las riendas de un club y lo hunda. Es vital que los números cuadren con políticas responsables.
2) Tener local y material asegurado. En Barcelona lo primero es complicado, por eso es importante intentar llevarse bien con Ayntamientos, centros cívicos y entidades locales. Luego es importante que el club pueda abrirse el máximo de horas posible y la presencia de jugadores llamará a nuevos jugadores.
3) Organizar eventos de manera ordenada y repartida, recopilando lo que se hace y teniendo claro a qué torneos se les da importancia como club. Para comenzar, mejor montar sociales y, si el club comienza a contar con gente experimentada, disponer de árbitros y montar torneos oficiales. Es importante que los diferentes niveles de los socios tengan algún tipo de aspiración: jubilados, niños, buenos, malos...
4) Tener un sistema de clases para que haya cantera y la gente progrese. No hacen falta siempre GM's, basta con una persona que sepa algo más que los alumnos y tenga ganas.
5) Publicitar lo que se hace en internet, folletos de fiesta mayor, entidades locales... para ser visibles y que la gente venga a curiosear. Así se atrae a nuevos jugadores.
5) Cuidar el buen rollo. Es el cemento que consolidará el club. La gente tiene que pasarlo bien, que haya bromas, que no se presione a la gente por resultados deportivos, ensalzar lo bueno y, en cuanto a lo malo, intentar darle solución pero sin caer en dramatismos.
Si hacéis esto, es cuestión de paciencia y horas de dedicación. Posiblemente el punto más difícil de aplicar...

4 comentarios:

Jordi Sabater dijo...

Abrir todos los dias de la semana es un esfuerzo que pueden hacer muy pocos clubes y organizar cosas entre varios para repartir el trabajo y evitar la "quema" del responsable máximo es vital. También tener una filosofia común sana hará que la entidad vaya en el camino adecuado y no hacia cantos de sirena que a la larga matan la actividad social y humana. En realidad, lo más importante...

Anónimo dijo...

La lista de inscritos del torneo Vila de Poblenou es para estudiarla.¿Acaso ha muerto Fidel?
Marcial Ruiz Escribano.

Catulo dijo...

Hay mucho cubano, efectivamente. Puede observarse aquí: http://chess-results.com/Tnr53602.aspx?lan=1
Supongo que se deben sentir más cómodos yendo juntos. Para ellos, dado su nivel, es una buena ocasión de "rascar" dinero. Además, si no lo hace uno, lo hará otro. En años pasados tb tuvimos desembarcos agoleños, indios...
Se llevarán muchos premios. Nuestro premio es que los catalanes podrán jugar con ellos y mejorar.

Anónimo dijo...

Considero que se debiera crear dos grupos.En una partida de 17-18 minutos,poco puedes ahondar en las posiciones contra este tipo de jugadores.Esta gente se sabe las tabiyas de cabeza y hacia donde desembocan.